fbpx
25.6 C
La Plata
sábado 26-11-2022

El delito de abuso sexual es el menos denunciado y el más silenciado

MÁS NOTICIAS

Cada 19 de noviembre se realizan diferentes acciones en todo el mundo para visibilizar uno de los delitos más graves de nuestra sociedad. Recorremos algunos de los casos más paradigmáticos de nuestra región

A medida que transcurren los años el silencio que oprime a les niñes, adolescentes y adultes para denunciar los abusos sufridos se va rompiendo. El abuso sexual en las infancias (ASI) refleja las violencias de esta sociedad patriarcal, donde siempre se apunta al temor, a la vergüenza, y a la culpabilidad de les niñes para disciplinarlos.

Así se va construyendo y sosteniendo la cultura de la violación y explotación de los cuerpos de les niñes. Muchas veces les adultes lo plantean como “un juego”, pero los responsables saben que están tocando, abusando o hasta violando a les niñes. Pasa en las calles, en las casas, en las escuelas, en la Iglesia -una institución que instala fuertemente mandatos conservadores y enseña que el silencio predomina ante tal o cual violencia-; y puede suceder en cualquier lugar.

Datos duros

Según informó la UNLP durante el 1er Congreso Internacional sobre Abusos Sexuales en las Infancias realizado el pasado 28 y 29 de octubre:

  • El 47 % de los abusos se produce entre los 6 y los 12 años y el 63% de los casos ocurre en el ámbito familiar. Específicamente, el 40% es perpetrado por el padre y el 16% por el padrastro.
  • El 50% de las víctimas tienen entre 12 y 17 años, el 33% entre 6 y 11, y el 15% entre 0 y 5. Es una realidad incontrastable que el abuso arrasa con las infancias en su totalidad, sin excluir ni siquiera a los bebés.
  • La mitad de los abusos se producen en el hogar de la víctima, mientras que el 18% de los casos se da en la vivienda del agresor, y el 10% en casa de un familiar.
  • Hay tendencia a considerar falsas las denuncias que los adultos protectores realizan y a considerar erróneos los informes de las psicólogas que denuncian indicadores de abuso en la evaluación de los niños.
  • El abuso significa una traición del adulto que debería proteger al niño y en cambio es quien lo daña instalando una lógica gravemente perturbadora del psiquismo infantil. Las marcas de dicha perturbación se desplegarán a lo largo de la vida de las víctimas en forma singular.

Lentitud judicial

Durante este año se llevó adelante el juicio contra el docente de música Lucas Puig que fue condenado a 35 años de cárcel por abuso sexual y corrupción a dos niños que asistían al Jardín de Infantes del Colegio San Benjamín de La Plata, entre fines de 2009 y principios del 2010.

Dentro de la institución de la Iglesia Católica también suceden estos crímenes contra les niñes más vulnerables. El caso más resonante en nuestra ciudad fue el del cura abusador Eduardo Lorenzo, denunciado judicialmente por al menos cinco adultos que sufrieron abusos cuando eran niñes. 

Leé más sobre los Abusos Sexuales Eclesiásticos

El tiempo pasó, la justicia actuó después de archivar la causa en 2008, a sabiendas de que los ataques sexuales se habían cometido aún años atrás. Lorenzo estaba por ser detenido, cuando se suicidió en la sede de Cáritas La Plata.

Todavía queda pendiente que la justicia defina la fecha del juicio contra el cura Raúl Sidders por el mismo delito. 

“Lamentablemente muchas de nuestras causas aún siguen prescribiendo. Los operadores judiciales determinan que como han pasado muchos años de cometidos los hechos no se nos permite acceder a un justo juicio”, expresó a Pulso Noticias la sobreviviente Julieta Añazco, integrante de Iglesias Sin Abusos (ISA).

Respeto a los tiempos de las víctimas

En una sociedad donde predomina el ocultamiento, el silencio y la cultura de la violación, son muchas las personas que deben atravesar procesos de acompañamientos para poder poner en palabras lo sufrido. Por ello, el delito de abuso sexual es el delito menos denunciado y más callado.

“¿Por qué no lo dijo antes?”

En 2015 se sancionó la Ley 27.206 de Respeto a los Tiempos de las Víctimas, la cual modificó art. 67º del Código Penal, incorporando un supuesto de suspensión de la prescripción en los delitos contra la integridad sexual contra víctimas menores de edad.

Según establece, no importa la edad de la víctima, ni cuántos años hayan pasado de la comisión del delito, el hecho que da inicio al plazo de prescripción es la denuncia hecha por la víctima o la ratificación que hiciera de la denuncia formulada por otros.

Julieta Añazco, sobreviviente de abusos sexuales. Foto: Pulso Noticias

Sin embargo, Julieta Añazco contó que “quienes denunciamos delitos anteriores a esa fecha (2015) no tenemos la chance de que el caso llegue a la Justicia”. Es toda una lucha lograr el avance judicial contra estos delitos; aunque existen casos de causas que fueron prescritas y a raíz de esta ley la justicia prosiguió con la investigación. 

Otro dato importante para resaltar de dicha Ley, es que a partir de ella el delito de abuso sexual (art. 119 y sss), ya no es de instancia privada. Ahora con esta modificación es pública, es decir, que cualquier persona teniendo el conocimiento de este delito, puede denunciar y el Fiscal debe investigar.

Somos un medio de comunicación cooperativo que se conformó luego de los despidos ilegales en el diario Hoy y en la radio Red 92 de La Plata, sucedidos a principios de 2018.
Sin laburo y con la intención de mantener nuestros puestos de trabajo, un grupo de periodistas, correctorxs, fotógrafes, locutorxs, productorxs audiovisuales y diseñadorxs decidimos organizarnos de forma colectiva.

spot_img