fbpx
11.7 C
La Plata
domingo 21-07-2024

Expertos de la región alertan sobre la Ley de Semillas

MÁS NOTICIAS

Profesionales interdisciplinarios aseguran que detrás del impulso de la ley 20.247 existe un atropello contra la Constitución, los Derechos Humanos y la Soberanía Alimentaria. El proyecto sugiere un monopolio sobre el primer eslabón de la cadena

Sólo el hecho de que en la agenda de los grandes medios no aparezca como tema central amerita hacer foco: el ministro de Agroindustria, Luis Miguel Etchevehere, se desvive porque el proyecto de reforma de Ley de Semillas se trate lo antes posible. Detrás de ello existe un plan siniestro que, en caso de aprobarse, representará un negocio multimillonario para las empresas de la industria química, un atropello contra los productores, mayor contaminación y una restricción a los alimentos saludables para la población.  

Aunque en comparación con el endeudamiento con el FMI, la inflación, la devaluación del peso y los índices de desocupación este parecería ser un tema menor, lo cierto es que no lo es: quienes controla las semillas, controlan la alimentación. Y quienes controlan la alimentación, controlan el mundo. Al ser este el primer eslabón de la cadena alimentaria, el poseedor del monopolio podrá manejar el precio, su distribución y su producción.   

Por eso, en beneficio de las grandes empresas vinculadas con el oligopolio de la industria química (Monsanto- Bayer, Dow-Du Pont, Syngenta- ChemChina y BASF), que manejan el 60% del mercado mundial de semillas, y el 65% de las ventas mundiales de agrotóxicos, el proyecto de reforma de ley 20.247/73 que se intentará aprobar durante este 2018 pretende limitar el uso libre de semillas, estableciendo un sistema de cobro por regalías en caso de detectar en los granos rastros de genes patentados.  

Al respecto, la Lic en Ciencias Políticas y Doctora en Ciencias Sociales y docente de Sociología Rural en la UBA, Tamara Perelmuter, dijo que “No se trata solamente de un debate económico, se trata de una práctica milenaria de los agricultores, y que por lo tanto el uso propio tiene que ser gratuito y libre. Va más allá del sólo hecho de reproducir semillas”.  

Cabe destacar que con el intento de modificación de la ley también se pretende endurecer las penas y las sanciones a quienes no abonen los cánones por las patentes, y aquellos a los que intercambien semillas. “Se pretende criminalizar prácticas del uso propio de campesinos, campesinas, productores y productoras. Las semillas son vida, y por lo tanto la ley de semillas está discutiendo la apropiación de la vida” aseguró Perelmuter.

Lobistas inconstitucionales

Un informe de Greenpeace publicado en 2017 bajo el nombre “Ley de semillas: del campo al plato, el lobby de las empresas químicas” confirma que al menos 30 funcionarios, entre ellos el senador nacional Alfredo De Angeli y el ministro de Agroindustria de Buenos Aires, Leonardo Sarquís, (ex gerente de Monsanto), tienen vínculos directos o indirectos con las grandes empresas a los que esta ley busca beneficiar. Otro dato al menos curioso: en el momento en que se dio a conocer la intención del gobierno de avanzar en esta reforma, las acciones de Monsanto en Estados Unidos cerraron con un aumento del casi el 2%.   

Durante una charla que se realizó en la Facultad de Ciencias Agracias y Forestales de la UNLP, el Abogado especializado en Derechos Humanos y Soberanía Alimentaria y fundador del Museo del Hambre, Marcos Filardi, explicó que “Nuestra Constitución Nacional reconoce el derecho de tener acceso de manera regular, permanente y libre a una alimentación adecuada o a los medios para obtenerla, que nos permita efectivamente tener una vida libre de angustias, satisfactoria, saludable y digna” dijo Filardi y agregó que “si el Estado avanza en una ley que va a restringir indebidamente el acceso a las semillas, particularmente de la agricultura familiar, campesina, indígena, entonces estaría interfiriendo negativamente en el goce de ese derecho a la alimentación adecuada y en consecuencia violando el ejercicio a ese derecho”.

En esta línea, la productora agroecológica en Florencio Varela y participante del Movimiento Nacional Campesino Indígena “Vía Campesina” Mercedes Taboada, dijo que “con este modelo hecho para Bayer y Monsanto, el círculo cierra completamente. Nos venden las semillas transgénicas, la tecnología, y todo lo que le tenemos que poner para que sobreviva la planta, pero también, si es que nos vamos a morir de cáncer, nos venden el remedio para que nos hagan la quimioterapia. A ellos el negocio les cierra completamente, mientras que a nosotros no. Y peleamos por eso, creemos que la soberanía alimentaria la tenemos que defender entre todos”.

Avatar photo

Somos un medio de comunicación cooperativo que se conformó luego de los despidos ilegales en el diario Hoy y en la radio Red 92 de La Plata, sucedidos a principios de 2018.
Sin laburo y con la intención de mantener nuestros puestos de trabajo, un grupo de periodistas, correctorxs, fotógrafes, locutorxs, productorxs audiovisuales y diseñadorxs decidimos organizarnos de forma colectiva.

spot_img
spot_img