El Senado bonaerense sesionó por el Día Nacional de la Memoria

Legisladores de la oposición y el oficialismo recordaron a las víctimas de la última dictadura militar y ponderaron especialmente la lucha de las Abuelas y Madres de Plaza de Mayo, del movimiento obrero y las organizaciones de Derechos Humanos

El Senado de la provincia de Buenos Aires llevó adelante esta tarde una sesión especial, previo a un nuevo aniversario del Día Nacional de la Memoria por la Verdad y la Justicia, a 45 años del golpe de Estado iniciado el 24 de marzo de 1976.

En ese marco, fue la senadora del Frente de Todos María Reigada quien tomo la palabra inicialmente, reivindicando al 24 de marzo como “la fecha en la que tenemos que reforzar la democracia”. “Tenemos que valorar esta posibilidad de estar debatiendo los distintos bloques en una cámara legislativa, pero además es un momento de lucha, para reivindicar a la clase trabajadora, a los sectores populares que ofrecieron resistencia a la dictadura cívico-eclesial-militar, al terrorismo de Estado”, señaló.

Reigada condenó las complicidades civiles y particularmente de distintos sectores del empresariado durante la dictadura militar, y en su calidad de educadora expresó: “Necesitamos recordar a nuestros compañeros y compañeras y recordar que el primer asesinado un 24 de marzo fue un maestro, Isauro Arancibia. En Tucumán fue fusilado en el propio sindicato de los docentes”.

“Hay 30.000 compañeros y compañeras que tienen que estar presentes en cada uno de los actos que hacemos por estos días. El 24 de maro es un día más de lucha para defender la democracia”, puntualizó.

Por su parte, el legislador de la misma fuerza política Francisco Durañona, resaltó que “en esta ciudad de La Plata y en la provincia de Buenos Aires el rol de las trabajadoras y trabajadores, el rol del movimiento obrero ha sido determinante respecto a la resistencia que se generó a partir del genocidio de la dictadura”.

“Han sido junto con las Madres, junto con las Abuelas, junto con los partidos políticos, con las organizaciones de Derechos Humanos quienes lograron, como un ejemplo en el contexto internacional, que Argentina avance a partir de decisiones políticas de inmenso coraje en la investigación y en hacer justicia”, manifestó Durañona.

La sesión especial se desarrolló con la modalidad mixta, presencial y virtual. Fue presidida por Verónica Magario en el recinto

Asimismo destacó el rol de Néstor Kirchner y Cristina Fernández de Kirchner en la nulidad de las leyes de “Obediencia Debida” y “Punto final”. “Si no hubiera sido por ese ex presidente y esa ex presidenta les aseguro que hoy no tendríamos ningún condenado, no tendríamos juicios en curso vinculado con lo más importante que ha logrado la militancia en la Argentina que es la memoria a partir de la verdad y la justicia”, afirmó.

Y destacó a las Madres y Abuelas de Plaza de Mayo: “Han sido quienes dieron el gran paso en momentos durísimos, difíciles, de amenazas, de desaparición y muerte de su familia, de sus hijos, compañeros y compañeras”, dijo. “Por eso en nuestro homenaje es vital que tengamos bien arriba quiénes fueron las mujeres, las Madres, en la recuperación de la democracia pero principalmente en mantener muy viva la memoria”, expuso.

En la misma línea, el senador de Juntos por el Cambio Andrés De Leo subrayó que “estas mujeres llevaron adelante una gesta heroica jugándose el pellejo, la integridad física, en momentos en que muchos hombres estaban callados”.

“En el Día de la Memoria, nosotros tenemos que rescatar la lucha incluadicable, incansable, corajuda, de las Madres y las Abuelas de Plaza de Mayo, más allá de toda coyuntura política”, sostuvo.

Y aseguró que “no podemos aceptar bajo ningún pretexto que se pretenda ponerle números al horror vivido, porque eso es tratar de minimizar lo que ocurrió en la Argentina, que fue dramático y trágico. Eso pretende banalizar lo ocurrido en nuestro país”.

Por parte de Juntos por el cambio también se expresó el legislador Roberto Costa quien ponderó el rol desempeñado por la CONADEP, las decisiones políticas de Raúl Alfonsín, el juzgamiento a las juntas militares y el Nunca Más.

Roberto Costa, presidente de bloque de Juntos por el Cambio

Además consideró que “en estos momentos de difícil situación que estamos viviendo debemos recordar con tristeza, con amargura, pero con mucha vocación de justicia ese 24 de marzo y tenemos que recordar que 45 años después tenemos una deuda con los Derechos Humanos fundamentales de todos nuestros compatriotas”.

La última en tomar la palabra fue la senadora del oficialismo, Ayelén Durán, quien aseveró que “las consecuencias del terrorismo de Estados se siguen perpetuando y se seguirán perpetuando mientras cada víctima no tenga justicia”. Y solicitó al poder judicial de la nación “celeridad en los juicios de lesa humanidad y cárcel común, perpetua y efectiva para los genocidas”.

Comentarios

- Advertisement -