Locos por la inclusión

Desde 2009, una ONG local trabaja para insertar laboralmente a personas con padecimiento mental. No tienen apoyo del Estado, pero igual siguen adelante y este martes harán un “Locrazo” para toda la comunidad

Por Lautaro Castro

Elena García es profesional de la salud mental. Hace diez años, cuando junto a un grupo de colegas decidió formar la Asociación Movida de Locos, notó que uno de los mayores problemas que encontraban los pacientes psiquiátricos era el de la inserción laboral. Ese fue, entonces, el motor de su proyecto, que hoy sigue vigente a pesar del contexto de crisis que golpea a los argentinos.

“Trabajamos en la gestión, desarrollo y sostenimiento de emprendimientos productivos para personas con padecimiento mental. La mayoría de ellas estuvieron, en promedio, 25 o 30 años internadas en un manicomio”, cuenta Elena, presidenta de esta ONG que actualmente incluye cinco proyectos: indumentaria, vivero, gastronomía, telas y radio comunitaria.  

Más allá de estimular la inserción laboral, García sostiene que hace falta un “cambio cultural” en torno a cómo percibe la sociedad a las personas con padecimiento mental. Ella lo explica: “Apuntamos a la desestigmatización, a que la gente entienda que no son peligrosas.  En ese sentido, es importante promover eventos con la comunidad”.

Como parte de estas iniciativas, la Asociación organiza para este martes patrio un “Locrazo/Lentejeada”, excusa perfecta para que los emprendedores puedan mostrar sus producciones y que quienes quieran dar una mano, lo hagan mientras disfrutan de una porción bien caliente. La cita será a partir de las 13 en “Casa Enredadera” (10, entre 63 y 64).

En cuanto al financiamiento de “Movida de Locos”, este se sostiene únicamente con la cuota mensual de unos 400 socios. Es por eso que durante la jornada los presentes también tendrán la posibilidad de sumarse como aportantes.

 —¿Gestionaron algún subsidio del Estado por la actividad que hacen?

Sí. El año pasado atravesamos una situación difícil, porque tuvimos que mudarnos de donde estábamos y nos salía alrededor de $40.000. Entonces, hicimos un pedido a los tres niveles del Estado para que nos otorgaran una casa. Existe una Ley de Salud Mental que nos ampara y dice que el Estado debe promover actividades como las que nosotros hacemos. Sin embargo, no obtuvimos respuesta.

En noviembre de 2018, desde la Secretaría de Desarrollo Social de la Municipalidad de La Plata se comprometieron a otorgarles una subvención para pagar el alquiler. Incluso su titular, Raúl Cadáa, se hizo presente en el plenario del órgano de revisión local –establecido por ley- y les aseguró que el pago se haría efectivo en una semana. Todavía lo están esperando. “Ya ni nos contesta el teléfono. Estamos resignados”, dice Elena.

Ante la indiferencia oficial, la Asociación se trasladó a Casa Enredadera, donde comparte espacio con una organización amiga, también especializada en salud mental: “Los chicos nos abrieron la puerta de su casa y ahora dividimos gastos”.

“Movida de Locos” también llevará a cabo el próximo sábado, en la Facultad de Trabajo Social, un encuentro abierto en el que se darán a conocer las experiencias del Servicio de Salud Mental Comunitaria de El Bolsón y del Centro de Salud Mental Comunitaria Dr. Franco Basaglia de La Plata. Esta actividad será en el marco del curso “De la psiquiatría manicomial a la salud mental territorial”.

Comentarios

- Advertisement -