El mural que pintó Maldonado en La Plata será emplazado en Bellas Artes

Santiago Maldonado vivió un año y medio en La Plata, estudió en Bellas Artes y participó de una biblioteca anarquista, donde pintó un mural. Militantes locales se organizaron para “mudar la pared”: a través de un minucioso trabajo retiraron el mural del lugar y se preparan para emplazarlo en el patio de Bellas Artes el próximo 3 de agosto

Se cumple un año de la represión perpetrada por Gendarmería Nacional en territorios habitados por mapuches de El Bolsón, desalojo a balazos que produjo la muerte de Santiago Maldonado en el Río Chubut, en circunstancias que aún la Justicia investiga. Lo sucedido conmocionó a todo el país por la violencia de las fuerzas policiales, la complicidad del gobierno y también por las imágenes e historias que poco a poco comenzaron a conocerse sobre Maldonado.

La Plata no fue la excepción: enseguida comenzaron a circular los relatos sobre el paso por la ciudad de las diagonales del joven artesano y tatuador oriundo de la localidad de 25 de Mayo. Santiago cursó la carrera de Artes Plásticas en la Facultad de Bellas Artes durante 2012 y algunos meses de 2013. También participó de la “Biblioteca Guliay Polie”, una casa anarquista cercana al Parque Saavedra, en donde dio algunos talleres y, entre otras cosas, pintó un mural dentro de la casona.

Desde el Comité de Solidaridad Santiago Maldonado, que realizó actividades sobre la responsabilidad del Estado en su muerte, están organizando un evento tan particular como emocionante: emplazarán en el patio de Bellas Artes el pedazo de pared en el que Santiago pintó aquel mural en la casa anarquista.

Marcio Mancini, uno de los militantes del Comité, contó a Pulso Noticias los detalles de tremendo trabajo: “La idea surgió cuando el año pasado la familia dueña de la casa avisó que necesitaban demoler ese espacio y preguntó si queríamos hacer algo con ese mural. Ahí surgió la idea de ‘mudar’ la pared”.

Los activistas de diferentes organizaciones y otros no agrupados, unidos en el Comité, comenzaron a investigar cómo sacar una pared, hasta que uno de ellos, arquitecto, generó una estrategia. “No fue nada sencillo, es una pared vieja, con ladrillos quemados y la junta hecha de conchilla y barro, todo el tiempo tenias el riesgo de que se te venga abajo”, contó Marcio.

Fueron dos meses hasta el día de hoy, de jornadas completas de trabajo, primero en dicha biblioteca y luego

el traslado de la pared a una casa particular: “Había que rebajar la pared, se le hizo un marco de acero, rebajamos una pared de 17 cm, desde atrás, con cuidados mínimos, durante horas, hasta llegar a un grosor de unos 8 cm aproximadamente, después se le puso una malla, cemento y sunchos de acero”.

Una vez separado el mural de su pared fundacional llegó el momento del traslado. “Sacarlo también fue complicado: era una pared más de 200 kg de peso, que debía pasar por una puerta pequeña por un pasillo de 50 metros”, describió.

Luego, el grupo invitó a dos muralistas locales, Chempes y Yapán, a que intervinieran el mural y lo restauraran. Sin embargo, estos decidieron conservarlo sin modificaciones y sólo se le pasó una capa de resina. En la parte dorsal se consensuó un texto, que va a ser pintado con el fileteado de Yapán: “Reconstruye su vida militante, sus actividades solidarias y cuenta cómo el Estado fue responsable de su muerte”.

El nuevo lugar para el mural

El 1° de agosto se cumple el primer año de la desaparición de Santiago y el posterior hallazgo de su cuerpo sin vida. El viernes 3 de agosto se realizará el emplazamiento del mural realizado por el joven artesano en el patio de la sede central de Bellas Artes, en Plaza Rocha. “Pensamos bastante dónde ponerlo, la pared tiene el valor de ser la marca de lo que dejó el compañero, pero hay espacios públicos que pueden ser vandalizados y eso es irrecuperable”, reconoció Marcio, y agregó: “Santiago cursó en Bellas Artes, es un lugar donde va a estar cuidado y circula mucha gente. Se podría haber puesto en algún centro cultural, pero eso sería para quienes ya saben quién fue Santiago. De acá a 5, 10 años las cosas varían, va a pasar gente que por ahí no va a saber quién era”.

Esa tarde estarán presentes su hermano Sergio, su familia, su abogado y referentes de Derechos Humanos y de pueblos originarios, así como también muchos de sus amigos que militaron con él en La Plata.

Comentarios

- Advertisement -