Se suspendió la Liga Nacional de Básquetbol

La “burbuja” de la máxima competencia de la disciplina en el país no funcionó. Tuvo filtraciones por donde se la mire y, como no podía ser de otra manera, el Gobierno debió cancelar el torneo

Por Simón de Aduriz

Desde antes que comenzara la actividad se sospechaba que la Liga Nacional no contaba con las condiciones acordes a lo que el actual contexto exigía. Meses atrás se confirmó la “burbuja” de la entidad, pero a días del comienzo, no se sabía el cronograma de juegos ni dónde se realizaría.

La semana pasada el periodista Mauricio Codocea sacó a la luz las fisuras que tenía este intento de imitación de NBA. Familias que ingresaban, espacios comunes compartidos sin barbijos, mate de mano en mano, y jugadores que entraban y salían como les apetecía. Codocea confirmó lo que todos creíamos.

Finalmente sucedió. “Como es de público conocimiento, y ha llegado a la atención del Ministerio de Turismo y Deportes de la Nación, existe una creciente confirmación de casos positivos de covid-19 en todos los equipos que forman parte de la competencia: así lo confirman los Comunicados Oficiales del Comité de Crisis conformado por la Confederación Argentina de Básquetbol y la Asociación de Clubes de Básquetbol”, fue el comunicado del organismo a cargo de Matías Lammens. La Liga se suspendió.

¿Sorpresa? Para nada. Los casos positivos empezaron a propagarse dentro de la “burbuja”, con Gimnasia de Comodoro y Argentino de Junín como principales focos, debieron suspenderse partidos y la problemática llegó a casi todos los equipos. La situación llegó a un límite y la Liga Nacional de Básquet, a tan solo dos semanas de su comienzo, fue cancelada.

Al mismo tiempo que el coronavirus le ganó el juego a la Liga, la Liga no pudo complir con los requerimientos de los planteles. En cuanto a la alimentación, los miembros de los equipos se quejaron de que la comida era insuficiente, de mal gusto y que debían conformarse con un único plato. A su vez, en los comedores, que en principio deberían ser ocupados por un equipo a la vez, llegaron a tener cuatro delegaciones juntas.

En definitiva, la Liga Nacional no estuvo a la altura del coronavirus. La intención de imitar la impresionante burbuja que creó la NBA en el Orlando, a priori, era interesante, pero estuvo lejos de llegar a parecerse.

Ahora deberán barajar y dar de nuevo. El regreso de la competencia de la naranja en el 2020 es una gran incógnita.

Comentarios

- Advertisement -