Tres años sin Nilda Eloy: harán un mural en su memoria

Se cumplen tres años del fallecimiento de una de las luchadoras más incansables por la Memoria, la Verdad y la Justicia. Sus compañeros y compañeras de militancia la recuerdan con emoción y realizarán una intervención artística en su homenaje

Este 12 de noviembre se cumplen tres años de la partida Nilda Emma Eloy, ex detenida en la última dictadura, y una de las más reconocidas luchadoras por la verdad, la justicia y el castigo a los represores responsables de los crímenes de lesa humanidad.

La Asociación de Ex Detenidos Desaparecidos (AEDD) la recordó a través de un comunicado y la agrupación HIJOS La Plata anunció que esta tarde se pintará un mural en su homenaje, en el barrio Meridiano V donde vivía.

“Nilda trabajó incansablemente por la posibilidad de llevar a juicios a todos los genocidas y lograr justicia por todos los y las compañeros y compañeras”, comenzaron diciendo desde la AEDD.

“Su inmenso trabajo la transformó en una militante, como ella misma decía, y a su vez transformó también a nuestra asociación y a los colectivos en los que participamos de los que ella fue, al igual que Cachito y Adriana una gran trabajadora para lograr los acuerdos necesarios que los hicieran una herramienta útil para luchar contra la impunidad de ayer y de hoy”, agregaron.

El 28 de Junio del 2000 dio una ampliación de la declaración por su secuestro ante la Cámara Federal de La Plata, donde presentó el trabajo de recopilación e investigación de datos (TRD) que la Asociación de ex Detenidos hizo correspondiente a los CCD que funcionaron en Arana, pertenecientes al Circuito Camps.

Esa recopilación, al igual que los demás datos que fueron elaborados, sirvió de base para el avance de los Juicios Por La Verdad y luego de la caída de las leyes, en los juicios penales a los genocidas.

“Sin embargo resulta terriblemente paradójico que quien fuera parte fundamental en la construcción de los juicios, tuviera que encontrar la muerte, sin poder ver el juicio por el que tanto trabajó y luchó”, indicaron sus compañeros.

Nilda fue detenida en octubre de 1976 por una patota al mando del genocida Miguel Osvaldo Etchecolatz, que la secuestró desde la casa de sus padres. Pasó por seis Centros Clandestinos del denominado “Circuito Camps”, como La Cacha, el Pozo de Quilmes, el Pozo de Arana, el Vesubio, el Infierno y la Comisaría 3ra de Valentín Alsina. Recuperaría su libertad recién a principios de 1979.

Durante sus investigaciones Nilda conoció a Jorge Julio López, a quien acompañó a partir de ese momento en cada presentación ante los juzgados y tribunales. Y luego, cuando él fue nuevamente desaparecido, se puso a la cabeza de la exigencia por su aparición.

“Nilda, te recordamos así, con tu valentía y solidaridad, con tu alegría por ser parte de la AEDD, por los febreros en la quinta de Gorina y tus cumpleaños eternos, por tu capacidad para sumar a la lucha a todos y todas, por tu profundidad de análisis y simpleza para expresarlos, te recordamos hoy y siempre ante cada dificultad diciendo VIERON QUE SE PUEDE”.

Comentarios

- Advertisement -