fbpx
31.7 C
La Plata
lunes 28-11-2022

Día Mundial del Veganismo: una lectura que puede incomodar

MÁS NOTICIAS

Un día más, que aprovechamos como oportunidad para manifestar y compartir algo. En este caso, puntualmente, para expresar (y ejercitar) nuestra empatía

Por Nicolina Salese (*)

Como no puede ser de otra manera voy a contar mi experiencia personal y en este relato tratare de acercar las preguntas que yo me hice (y me hago) para ponerlas a disposición de quien lea y sienta la misma curiosidad. Aviso: puede incomodar, les invito a leer con apertura, sin juicios, pensando que es mi experiencia y q es muy probable que nuestras vidas no sean parecidas, o sí.

Hace algunos años me empezó a hacer ruido que las personas tengamos que usar y abusar de otros seres sentipensantes para nuestra “vida”, alimentos, ropa, accesorios, cosméticos, artículos de limpieza, y muchas cosas más. Y que, como si de objetos se tratara, usemos partes de animales muertos para satisfacer deseos, porque no son necesidades.

Me empecé a dar cuenta de que la forma de comer, los gustos, la forma de consumir no son más que otra construcción social y cultural. Al igual que “el deseo” que está tan moldeado por el entorno, cuyas instituciones como la familia, los espacios educativos, entre otros, nos dan los pasos a seguir para ser como ellxs, y muy pocas herramientas para encontrarnos, y conocernos a nosotrxs mismxs. Así que quise (y quiero) deconstruir esta forma de relacionarme con los alimentos y con lxs animales. De a poco caí en que nos han mentido en la cara durante mucho, mucho tiempo, y que no quiero ser parte de esa mentira, de ese sistema del horror.

Podría hablarles de números, de estadísticas que tienen que ver con la enorme cantidad de animales no humanxs que son brutalmente asesinados (la mayoría previamente violadxs y torturadxs) anualmente como para demostrar la falta de registro que tenemos de nuestro entorno, y de nuestros “consumos” en el más amplio sentido de la palabra. Pero me parece que no, que no sé los números, y que no importan realmente los números.

Tampoco quiero decirles lo obvio: lxs animalxs tienen capacidad de sentir y pensar, su actividad neuronal así lo permite (se hacía la bióloga). Por supuesto q es mucho más fácil identificar emociones y sentirnos identificadxs con mamíferos, sobre todo con aquellxs que más cerca tenemos (perrxs y gatxs), es muy evidente cuándo sienten dolor, tienen sueño, están cansados, contentxs, tienen hambre o están disfrutando de estar al sol.

Exponer las formas de tortura a las que son sometidxs, aprendí hace poco, sería revictimizarlxs. Desde una perspectiva feminista, ya no podemos seguir tolerando que los medios nos muestren imágenes de las víctimas de violencia de género. Entonces me pregunto por qué con lxs animales no humanos explotados permitimos que su imagen sea utilizada para difusión. Siempre se nos muestra a las víctimas en los estados más degradantes, sin su consentimiento, sin derecho a réplica, nada, es decir, nuevamente se lxs vulnera, exponiéndolxs para ser tomadxs como ejemplos aleccionadores para uno u otro lado.

Otra cosa que me hizo pensar mucho, es darme cuenta de que lxs animales no humanxs son oprimidxs, no quieren sufrir, ni morir, ni sentir dolor, angustia y miedo. Lxs estamos sometiendo a una vida donde son “recursos” y nacen sólo para morir y estar en un plato, en una carrera, en una campera. Al igual que muchos grupos humanos nos juntamos para luchar por nuestros derechos y los de nuestrxs compas, lxs animales no humanos SI tienen voz, y no la estamos escuchando. Me pregunto cómo será una sociedad, una ciudad, donde se lxs tenga en cuenta como lxs cohabitantes que son.

Cuando una se da cuenta qué lugar ocupa en la sociedad heteropatriarcapitalista llega un fuego que nos dice que ya no podemos callar, ni quedarnos quietas, que ocupamos el lugar QUE QUEREMOS, que no somos cosas a las q los machos violentos pueden decir/hacer lo q se les cante en la calle ni en ningún lado. Que nuestros deseos son importantes, y nos queremos hacer ver y oír! Pues la interseccionalidad entre las causas/luchas vino a interpelarnos, a decir que hay alguien(es) que están pasando por algo similar y que pasa muy desapercibido para la mayoría de la gente.

¿Podemos parar un poquito de mirar nuestros ombligos y mirar a nuestro alrededor? ¿Somos capaces de registrar a lxs otrxs con respeto y empatía? ¿Quiénes son lxs otrxs? ¿Podemos (intentar) no hablar en nombre de lxs otrxs? Simplemente respetar su existencia. Considerar que tal vez estamos haciendo cosas que no queremos, solo porque así nos enseñaron. ¿Se puede romper con esta cadena de opresión, esta jerarquía verticalista? ¿Qué otros modos de relacionarnos conocemos?

Ejercitemos la escucha. Pensemos en clave colectiva, nos tenemos.

* Humana, ciudadana, estudiante, antiespecista, transfeminista (es con todxs).

Somos un medio de comunicación cooperativo que se conformó luego de los despidos ilegales en el diario Hoy y en la radio Red 92 de La Plata, sucedidos a principios de 2018.
Sin laburo y con la intención de mantener nuestros puestos de trabajo, un grupo de periodistas, correctorxs, fotógrafes, locutorxs, productorxs audiovisuales y diseñadorxs decidimos organizarnos de forma colectiva.

spot_img