Se unifica el rechazo al proyecto del Código de Convivencia municipal

Organismos de derechos humanos, colectivos culturales, gremios y sindicatos darán una conferencia de prensa este lunes. Buscan informar sobre el contenido represivo de la norma que impulsa Julio Garro para regular el uso del espacio público en la ciudad

Bajo el título “No al Código represivo de Garro”, diversas organizaciones manifestarán su rechazo al proyecto de Código de Convivencia que impulsa el municipio local. Este lunes 2 de noviembre, a las 10 horas, realizarán una conferencia de prensa en las puertas de la Municipalidad para informar sobre el carácter represivo que persigue de la norma.

La conferencia estaba fijada inicialmente para mañana, pero finalmente la fecha fue modificada en solidaridad con el reclamo por la represión en el predio de Guernica

“El proyecto del ejecutivo municipal tiene como objetivo obturar la protesta social, así como prohibir el trabajo ambulante, sexual y de la economía popular. A su vez, el contenido es sumamente reaccionario, clasista y xenófobo, buscando privatizar los espacios públicos y el acceso a la cultura, y cercenar los derechos de la población”, manifestaron en un comunicado que convoca a la conferencia.

Se trata de distintos movimientos sociales, organismos de derechos humanos, colectivos de abogados, gremios y sindicatos, trabajadores de la cultura, vendedores ambulantes, manteras, trabajadoras sexuales, partidos políticos y comunidades de migrantes, entre otros espacios, que rechazan fuertemente la iniciativa.

En mayo del año pasado, el Ejecutivo local reflotó el proyecto que busca reemplazar al actual Código Contravencional, y que fue presentado inicialmente en 2018. El oficialismo apunta a tramitar el debate en la Comisión de Seguridad del Concejo Deliberante, mientras que desde los bloques de la oposición solicitan también la participación de organismos de derechos humanos e instituciones de la ciudad.

Virginia Pérez Cattáneo, Secretaria de Convivencia del municipio, es la representante del municipio que maneja el área de Control Urbano, y calificó a la normativa como “un código moderno” en el que “los vecinos se ven representados”. Lo hizo en la presentación ante la Comisión de Seguridad Pública y Derechos Humanos que hicieron la semana pasada.

Sin, embargo las críticas de amplios sectores sociales no ha hecho más que multiplicarse a medida que se conocen detalles. “En el marco de la conferencia daremos a conocer los aspectos inconstitucionales y avasallantes del proyecto que no busca otra cosa que vulnerar los derechos de las mayorías”, concluyeron las organizaciones en el comunicado.

Comentarios

- Advertisement -