La jugadora de Estudiantes que entrena a distancia con las Panteras

Habilitada para entrenar con Selección pero haciéndolo en su ciudad «por distancias, lugar y responsabilidad», Valentina González cuenta cómo vive este momento. Además, la importancia de familia, compañeras y amistades «para que no decaiga esa fuerza de voluntad para seguir entrenando todos los días»

Por Sergio Pomares

Valentina González (22) vive en San Francisco, Córdoba, a unos 214 kilómetros del lugar donde entrenan las restantes 12 Panteras cordobesas habilitadas pensando en Tokio. Al tener las pautas del entrenador Ferraro, como también de Ambrosini y preparadores físicos de Selección Argentina de vóley, la líbero decidió (y fue consensuado) entrenar en su ciudad natal. Producto de las complicaciones que serían 430 kilómetros para ir a la sede de la Federación y regresar día a día, allí tiene las mismas condiciones deportivas desde mayo.

“Por suerte en mi ciudad, San Francisco Córdoba, no hay muchos casos y pudieron ser controlados. Por ende entrenar se hace más fácil al tener disponibilidad de gimnasios habilitados”, le contó González a Pulso Noticias. La líbero de Estudiantes de La Plata es una de las 25 voleibolístas que tiene el permiso como deportista camino a Juegos Olímpicos.

“Hoy -continuó la cordobesa- tengo la posibilidad de entrenarme técnicamente en el club donde todo comenzó, Asociación El Ceibo. Lo hago junto a mi entrenador de aquella época, Maximiliano Montenegro. Y en cuanto a lo físico, desde principio de la cuarentena cuento con la disponibilidad de un gimnasio de la ciudad. Es muy cómodo y completo, el cual me permitió seguir entrenando también”, admitió la ex-Banco y actual Pincharrata.

Respecto a dificultades, la estudiante de abogacía en la UNLP y una de las mejores jugadoras argentinas en su posición, sostuvo: “Yo creo que lo mas difícil es no perder la constancia y la motivación al no tener una fecha de retorno a nuestro deporte. Y a pesar de ello, tenemos que tratar de reinventarnos y seguir entrenando en busca de nuestros objetivos mas allá de esta incertidumbre en cuanto a la vuelta a la normalidad”.

González, con la 10, atenta a las palabras del entrenador pincharrata, Eduardo Rodríguez/Foto: Vóley 631

Entrenando fuera del grupo in situ de las Panteras, está cumpliendo a rajatabla como si estuviera en Córdoba capital o el CENARD. González valoró la importancia de sus compañeras como también de las de Estudiantes: “Mucha importancia, son indispensables en todo momento y en este más aun. Con nuestras compañeras de equipo a al distancia tratamos de motivarnos mutuamente. Tratar que no decaiga esa fuerza de voluntad y esta constancia que necesitamos para entrenar todos los días”.

Valentina González, analizó qué tiempos piensa que se necesitarían en pos de posible regreso a poder entrenar sin complicaciones. Estipuló que “vamos a necesitar un mes para poder volver a nuestro ritmo normal”. “Eso, teniendo en cuenta que todas en sus casas durante todos estos meses venimos trabajando muy bien físicamente. Por lo cual tendríamos ese aspecto relativamente afianzado”, agregó una de las dos líberos de las Panteras

Y cerró, sin olvidarse de su familia y amistades: “La verdad es que esa es una gran motivación que tengo; trato de mantenerme tranquila y dedicarme con foco en mis objetivos. Todavía vivimos en una pura incertidumbre pero cada vez mas cerca de poder volver a la normalidad, por lo cual no hay que aflojar”.

Comentarios

- Advertisement -