Así fue la jornada solidaria de Estudiantes

Con ollas populares en todos el país y también en el resto del mundo, el club albirrojo celebró un nuevo aniversario de una manera diferente y con consciencia. Pulso Noticias pasó por Altos de San Lorenzo

Fue un festejo distinto, en el marco de un contexto social diferente, aunque con los mismos valores, la impronta y el ADN fundacional del club de Estudiantes de La Plata. Un 4 de agosto en el que ayudar a quienes más lo necesitan fueron eje de una celebración solidaria no sólo en La Plata, sino en todo el país y el mundo para la familia Pincha.

La idea del festejo solidario surgió de las agrupaciones barriales y fue articulada con las filiales, a partir de la labor de la Fundación Estudiantes, que permitió que el alcance no sea sólo nacional, sino también internacional.

Para llegar al gran día hubo jornadas de abastecimiento, con el SUM de UNO como punto de encuentro para reunir verduras, carne vacuna, alimentos no perecederos, elementos de seguridad, máscaras, alcohol en gel, lavandina y más, para la “Noche de las ollas populares”.

No hubo integrante de la gran familia Pincha que se quede afuera en las más de 60 ollas populares que se realizaron en La Plata, Berisso, Ensenada, Gran La Plata y alrededores.

En los barrios, en la Sede Social, en el Country Club de City Bell, y en cada rincón, el solidario festejo unió a todos los componentes del club para dar una mano. Ya sea con la entrega, carga y descarga de alimentos, cocción de las viandas y distribución de las mismas, divididos en turnos para resguardar la salud.

Pinchas Solidarios, Sembrando Pincherío, Guardianes del Country, el Colectivo Cultural Alejandro Sabella, la Subsecretaría de Género del club, Pinchas Feministas, Acá Hay Una Escuela y las distintas disciplinas albirrojas, colaboraron activamente para que la jornada aniversario sea un verdadero éxito.

El fuego encendido en las diferentes esquinas con los colores rojo y blanco, mantuvieron viva la llama de la fraternidad y la hermandad, durante todo el día y sin distinciones. Vecinas y vecinos de todas las localidades, comedores, casas de abrigo, y hasta una olla móvil, fueron la fuerza vital para entregar viandas a personas en situación de calle.

La Agrupación Chino Benítez junto a la Copa de Leche de Villa Progreso, las familias de Villa Nueva; el Merendero Ángeles Guardianes, el boxeo Pincha en 2 y 90; las y los simpatizantes de barrio Aeropuerto; de Los Hornos, del Merendero Las Hormiguitas, de Gorina, Tolosa, Ensenada; Hernández, City Bell, Altos de San Lorenzo, Villa Elvira, Plaza Güemes, Parque Saavedra, Villa Argüello; Ringuelet; en turnos fraccionados de mediodía y noche, se repartieron la noble labor de hacerle llegar a quienes más lo necesitan, un plato de comida.

Manteniendo el distanciamiento social, la utilización de tapabocas y las debidas medidas de higiene, el final de la tarde marcó el inicio del trabajo para cocinar y luego armar las viandas de guiso que llegaron a distintos puntos de la región.

Idéntica situación se vio en el Country Club de City Bell, de la mano de los Guardianes del Country, que pusieron manos a la obra con la elaboración de más de 400 porciones.

Las filiales se sumaron a la propuesta institucional con innumerables eventos: locros barriales y comunitarios, donaciones de alimentos, ayudas para merenderos y comedores, fueron parte de las actividades que se desplegaron a lo largo y a lo ancho del país. Desde Salta y Jujuy, hasta el sur argentino.

En el resto del mundo brilló el ADN Pincha con donaciones y comidas en Israel, Colombia, Perú, Brasil, Inglaterra, Bolivia, Escocia y Estados Unidos.

Distanciados, pero juntos. En familia. Este 115° aniversario reflejó los valores del trabajo, la humildad y solidaridad que se sintieron en cada casa.

Comentarios

- Advertisement -