“Nuestras casas no son lugares seguros para nosotras”

Este mediodía se realizó una protesta en Plaza Moreno ante el crecimiento de los femicidios y travesticidios durante la cuarentena. Exigieron políticas de Estado efectivas, más presupuesto para atender las situaciones de violencia de género y aumento de los refugios

Plaza Moreno fue escenario hoy de la primera concentración de protesta del movimiento feminista en la ciudad durante la cuarentena. “Necesitábamos salir a la calle, ya no basta con los ruidazos, no podemos contener la bronca en nuestras casas”, remarcó a Pulso Noticias Solana, integrante de la Multisectorial de Mujeres, Trans, Travestis, Lesbianas, Bisexuales y No Binaries de La Plata, Berisso y Ensenada.

Según se señaló a través de un documento que dieron a conocer durante la convocatoria, “desde la implementación del aislamiento social obligatorio, el mayor peligro para las mujeres en situación de violencia está presente en los hogares. Los casos de femicidios, travesticidios y violencia machista aumentaron de manera dramática con la cuarentena, ya que el riesgo para quien convive con el agresor se potencia y el pedido de auxilio se dificulta”.

“Desde el 20 de marzo hasta la actualidad se contabilizaron 41 femicidios y desde comienzos de año se contabilizan 11 travesticidios, aunque no hay datos específicos durante el aislamiento, lo que no significa que no se hayan producidos crímenes transodiantes, sino que no se cuenta con datos oficiales y registros de las muertes por travesticidos. Los llamados a la línea 144, donde sus trabajadoras están precarizadas, también aumentaron desde que comenzó el aislamiento. El primer día de cuarentena se realizaron más de cinco mil llamados por denuncias de violencia de género”, explicaron.

En ese marco, Solana indicó: “Estamos levantando los nombres de nuestras compañeras mujeres y travestis asesinadas en el marco de la cuarentena y una vez más demostramos que nuestras casas no son lugares seguros para nosotras. Exigimos al Estado que se haga cargo de esta situación porque entendemos que es su responsabilidad”.

Luego, enumeró la serie de exigencias y propuestas que levantan desde la Multisectorial para combatir la violencia de género: “Pedimos políticas públicas efectivas, no políticas de cotillón como el barbijo rojo. Pedimos más casas refugios, condiciones laborales dignas y pase a planta para las compañeras de la Línea 144, para que puedan hacer su laburo correctamente. Exigimos que los lugares ociosos como hoteles o casas desocupadas, sean ocupadas para que puedan refugiar a las personas en situación de violencia y sus hijes. Y exigimos justicia por todas la compañeras asesinadas durante esta cuarentena”.

La primera línea

Desde la Multisectorial indicaron además que las mujeres, trans, travestis, lesbianas, bisexuales y no binaries “están más expuestas a las consecuencias de la crisis sanitaria y el impacto socioeconómico. Las tareas de cuidado a nivel social y familiar son decisivas para ‘frenar al virus’. Esta crisis tiene en primera línea de combate, como sector fundamental de la atención a las identidades feminizadas”.

“El comité nacional de emergencia por la pandemia, excluyó al nuevo Ministerio de la Mujer, Género y Diversidad, pero no así al Ministerio de Seguridad. Una confesión de que la mirada punitivista es considerada esencial en esta pandemia, pero no así los padecimientos de las mujeres trabajadoras y de los barrios. Deja al descubierto que no hubo ninguna medida de ese organismo que apunte a resolver con urgencia la gravísima situación de violencia machista, de precarización laboral, despidos y reducción salarial que hoy están padeciendo miles de mujeres”, afirmaron.

“Defendemos una cuarentena sin femicidios ni violencia, levantamos este programa para garantizar la vida de las mujeres y personas Lgttbi”, expresaron.

Comentarios

- Advertisement -