Lento, comienza a moverse el mercado de pases del fútbol argentino

Foto: Nicolás Braicovich

Si bien toda la atención está puesta en el Mundial, que se encuentra a la vuelta de la esquina, los clubes nacionales ya han comenzado con depuraciones, renovaciones y contrataciones para dar forma a sus planteles de cara a la Superliga edición 2018/19.

Con las selecciones nacionales preparándose para la competición mundialista y muchos clubes especulando, expectantes, por posibles ventas antes de sentarse a negociar de lleno por incorporaciones, el mercado de pases en el fútbol argentino viene a un ritmo lento.

Sin embargo, ya hay algunas novedades. Sin dudas la transferencia de Lautaro Martínez es, hasta el momento, la que más ruido ha hecho. Quien fue el delantero estrella de Racing durante el torneo pasado emigró al Inter de Italia tras firmar un contrato que lo vincula al club europeo por cinco años, y la venta le dejó a la Academia una imponente suma, cercana a los 27 millones de euros. Para reforzar la delantera, Racing incorporó a sus filas a Jonatan Cristaldo proveniente de Vélez.

Independiente, por su parte, consiguió un refuerzo de calidad al sumar al ecuatoriano Fernando Gaibor a su plantel tras arduas negociaciones. Según informó el vicepresidente del Emelec, el Rojo desembolsó poco más de 4 millones de dólares por el 70% del pase del mediocampista.

River y Boca también han movido algunas piezas. El Millonario logró vender, acelerada y sorpresivamente, a Marcelo Saracchi por 10 millones de euros al RB Leipzig, el equipo que siendo financiado por la empresa Red Bull consiguió volar alto en la liga alemana, escalando desde el ascenso hasta los primeros puestos de la Bundesliga en tiempo récord. Tras la venta del lateral izquierdo, el club de Núñez viene realizando negociaciones por Sebastián Vegas para cubrir su lugar, un chileno de 21 años que forma parte del Morelia de México y también de la selección de su país. Además del trasandino, River también ha realizado sondeos por Lucas Olaza, de Talleres, y Fabrizio Angileri, de Godoy Cruz.

Por el lado del Xeneize, ha recibido la buena noticia de que el Santos Laguna aceptó negociar por Carlos Izquierdoz. El zaguero, a quien aún le quedan dos años de contrato con el equipo mexicano, es una debilidad para Guillermo Barros Schelotto, quien lo dirigió en Lanús cuando se consagró campeón de la Sudamericana en 2013. Izquierdoz, criterioso, prolijo y de buen juego aéreo, tuvo un gran desempeño de la mano del Mellizo, quien tras saber del interés del Ajax por Lisandro Magallán, se refirió a su exdirigido como prioridad para reforzar la defensa. Representantes de Boca ya se han reunido con el agente del jugador para hablar de números aunque, al no haber cláusula de rescisión en el contrato del central, el club de la Ribera deberá, ineludiblemente, sentarse a negociar con el Santos.

En donde sí ha habido varias noticias concretas es en Lanús. Iván Marcone, uno de sus emblemas que supo ser campeón con el Granate en 2016, fue vendido a Cruz Azul de México. El Club también se desprendió de Nahuén Paz y de Román Martínez, e incorporó a Lucas Mugni y Jorge Pereyra Díaz, quienes llegaron de afuera, y a Sebastián Rivas, proveniente de Patronato.

Muchos clubes han manifestado que hasta no vender jugadores no saldrán a buscar refuerzos, como es el caso de San Lorenzo y Estudiantes de La Plata.

En el Pincha, si bien el contacto entre el DT, Leandro Benítez, y el secretario técnico, Agustín Alayes, es recurrente para definir qué jugadores seguirán y analizar posibles incorporaciones, Osvaldo Lombardi, directivo de Estudiantes, ha manifestado claramente que si el Club no vende no tiene pensado realizar incorporaciones dado que “la prioridad es el estadio”.

Benítez sería oficializado como entrenador de Estudiantes durante los próximos días

En Estudiantes apuntan a reducir la cantidad de jugadores del primer equipo, hoy 41, a fin de achicar los gastos y poder acelerar la finalización del estadio, objetivo que tanto desvela a los hinchas albirrojos.

Por su parte, en Gimnasia, tras la vuelta de Pedro Troglio como entrenador, se está trabajando para definir qué jugadores permanecerán en el plantel y cuáles podrían llegar. En este sentido, la dirigencia del Lobo viene realizando gestiones para poder contar con dos juveniles provenientes de Boca: Marcelo Torres, delantero de 20 años, y Tomás Pochettino, volante de 22.

Pareciera que las negociaciones por los dos jóvenes futbolistas vienen avanzadas, y la dirigencia tripera espera cerrarlas en los próximos días para comenzar a reforzar el equipo con el objetivo de no sufrir y alejarse rápidamente de la zona baja del descenso.

Un párrafo aparte merece el caso de San Martín de San Juan, que aceleró gestiones y dejó a quince jugadores libres. Sumados a Claudio Spinelli, que vuelve a Tigre, el club sanjuanino ha liberado a dieciséis futbolistas.

Gustavo Bou habló sobre una posible vuelta a Racing, trascendió que Juventus estaría interesado en contar con Franco Armani, hoy figura en River, y hasta se dijo que Carlos Tevez habría iniciado diálogos para llevar a Boca a Gianluigi Buffon, arquero emblema del fútbol internacional.

Por el momento, abundan las palabras, los rumores, coqueteos y especulaciones; seguramente, con el correr de las semanas, emerjan certezas y los planteles irán tomando forma de cara al inicio de la Superliga el próximo 10 de agosto.

Comentarios