“No es un problema del rugby, es el patriarcado”

La psicóloga y especialista en políticas de género Paula Lambertini se expresó a través de su cuenta de Twitter sobre la violencia machista a raíz de lo sucedido en Villa Gesell. “La riña callejera es un ritual usual de reforzamiento de la masculinidad hegemónica que todes hemos vivenciado alguna vez”, señaló

Otro hecho de violencia que involucra a jugadores de rugby. En este caso fue fatal y produjo una muerte. Un joven de 19 años falleció como consecuencia de los golpes que recibió en una pelea callejera fuera de un boliche de la localidad bonaerense de Villa Gesell. Por esta situación, fueron detenidos once rugbiers de un club de Zárate, que están acusados de haber producido la golpiza.

Una semana antes, una joven denunció a través de la red social Twitter a jugadores de rugby de la categoría 93/94 del club Universitario, por haber difundido en un grupo de WhatsApp fotos íntimas suyas tomadas sin su consentimiento. A raíz de haber hecho pública la situación, otros casos similares comenzaron a surgir, como así también otras situaciones de violencia de género que involucran a al menos uno de esos jugadores en particular.

Pero, ¿estas situaciones de violencia tienen que ver con el deporte en cuestión, o van mucho más allá? En nuestra ciudad han ocurrido peleas callejeras fatales causadas por hombres automovilistas que muestran su ira -y su masculinidad- en el marco de “discusiones de tránsito” como la que produjo el asesinato del taxista Jorge Gómez, o asesinatos como el de la Chicho que reflejan el odio machista a quien se expresa de forma disidente a esa masculinidad y a la heterosexualidad. En este caso los protagonistas no fueron rugbiers, pero sí fueron varones.

Paula Lambertini, psicóloga y especialista en políticas de género, se expresó sobre estos últimos hechos sucedidos a través de su cuenta de Twitter, señalando: “No es un problema del rugby, no es un problema de clase, es el patriarcado. Es la masculinidad patriarcal: el modelo de dominación se instaura con violencia, para sostener la dominación a partir de un pacto entre ellos y hacia nosotras. En Gesell, en Villa Elvira y en el Mondongo”.

La ex precandidata a concejal por el Frente de Todos en la ciudad, remarcó: “Es indispensable poder reflexionar en los clubes de rugby, fútbol, en las escuelas y en todos los ámbitos sociales los modos de dominación masculina y reconstruir otros modos más libres e igualitarios. Porque en nuestra sociedad los varones matan: se matan entre ellos y nos matan”.

“La riña callejera es un ritual usual de reforzamiento de la masculinidad hegemónica que todes hemos vivenciado alguna vez: los varones como protagonistas y nosotras, como espectadoras. ‘El que va al frente, el que es un cagón’. Sería hipócrita decir que es un problema generacional”, aseguró.

En ese sentido, apuntó a las políticas públicas: “Es auspiciante que con la creación los Ministerios de las Mujeres y políticas de género en Nación y en Provincia haya decisión de trabajar sobre estos temas para abordarlos con seriedad y poder atravesar las políticas públicas desde esta perspectiva”.

Comentarios

- Advertisement -