Educación en la cárcel: la historia de Sebastián

Sebastián tiene 30 años y es oriundo de la localidad de Navarro. Desde el año pasado está alojado en la Unidad 5 de Mercedes, que depende del Servicio Penitenciario Bonaerense. Desde que ingresó al establecimiento carcelario se propuso aprovechar el tiempo, por lo que durante el 2017 culminó la secundaria y ahora cursa el nivel terciario

En la Unidad 5 son más de 900 los internos que participan en los niveles de educación formal, en el Centro de Formación Profesional o en cursos no formales de capacitación. Es que desde el Ministerio de Justicia de la Provincia de Buenos Aires se impulsan estas actividades, consideradas como claves para una reinserción social efectiva.

Con el objetivo de salir con conocimientos como para no volver a la cárcel, Sebastián transita el primer año de la Tecnicatura en Administración de Pymes y en el Centro de Formación Profesional 401, el curso de Operador de PC.

“Cuando recupere la libertad quiero encarar un emprendimiento informático y con eso ganarme el sustento para mí y mi familia”, dijo Sebastián, quien se muestra agradecido por las ofertas educativas que encontró en la Unidad 5.

Sebastián cursa el primero de los tres años de la Tecnicatura en Administración de Pymes de lunes a viernes entre las 13 y 17. “Son diez materias, pero voy a dar dos libres. Es que no me dan los tiempos para ir al Centro de Formación Profesional”, contó.
En la Unidad 5 cursan el nivel terciario 65 internos. En tanto, la matrícula en el nivel primario es de 349 y en el secundario, de 240 alumnos.

En el Centro de Formación Profesional n° 401 son 130 los privados de la libertad que transitan los cursos de reparación de ciclomotor, panadería, soldador básico, informática y maestro pizzero y rotisero.

Además, desde el Centro de Educación Agraria se ofrece el curso de manipulación de alimentos y huerta orgánica, los que son aprovechados por 44 internos. Por su parte, la Escuela de Capacitación de Empleados Domésticas tiene una matrícula de 36 alumnos en el curso de mantenimiento básico del hogar.

En tanto, se capacitan en cursos no formales unos 40 internos en joyería y platería criolla, manualidades sobre madera, mimbrería, durlock, talabartería y textil.

Comentarios

- Advertisement -

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa un comentario
Por favor ingresa tu nombre