Salud en riesgo: carta abierta de trabajadores del hospital San Martín

A través de un relevamiento conjunto sobre los insumos en el establecimiento detectaron problemas en el suministro por parte de los proveedores con caídas de licitaciones y órdenes de compras

No es la primera vez que los trabajadores del hospital San Martín se organizan para denunciar públicamente los graves problemas edilicios y de funcionamiento que padecen a diario en el establecimiento. En mayo de este año habían puesto el foco de las críticas en el Servicio de Salud Mental, cuya situación calificaron de “alarmante”.

En esa oportunidad habían advertido que se había reducido la capacidad operativa de la guardia, al dejar de funcionar el tomógrafo, en un año que comenzó con serias dificultades para el nosocomio, luego del corte de luz de tres horas que sufrieron en enero y que puso en vilo la situación de pacientes internados. Todo ello, son las consecuencias de funcionar con el “presupuesto para salud más bajo de la historia”, según sostuvieron desde el gremio CICOP.

Ahora, volvieron a advertir con preocupación que no están dadas las condiciones mínimas para la atención de los pacientes, luego de un reciente relevamiento que realizaron sobre los insumos en el hospital, y a través del cual detectaron problemas en el suministro por parte de los proveedores con caídas de licitaciones y órdenes de compras.

El comunicado completo:

Los trabajadores y trabajadoras del Hospital General de Agudos General San Martín denunciamos la crítica situación que atraviesa la salud pública y exigimos al gobierno provincial medidas urgentes. Desde CICOP y ATE hemos decidido permanecer en estado de alerta gremial dado que hoy no están dadas las condiciones mínimas para la atención de nuestros pacientes. Un relevamiento conjunto sobre los insumos en el hospital ha detectado problemas en el suministro por parte de los proveedores con caídas de licitaciones y órdenes de compras.

Esto pone de manifiesto la necesidad de revertir rápidamente esta situación desde la provincia y el ministerio de salud designando partidas presupuestarias extraordinarias. La suspensión de algunas cirugías programadas, el faltante de algunos insumos básicos como guías de suero, filtros para el manejo de la vía aérea, sábanas, guantes, etc, han sido moneda corriente luego de la última devaluación.

En materia de infraestructura venimos reclamando una partida de 8 millones de pesos que ya debería haber llegado al hospital para la reparación de la sala de salud mental que hoy funciona en condiciones deplorables. El viernes pasado tuvimos que suspender las internaciones en clínica médica por desborde del sistema cloacal del pabellón Rossi.

También contamos con una situación crítica de los recursos humanos, con un salario pulverizado tras la corrida del dólar.

Por eso exigimos la reapertura de paritarias de forma urgente. También existen cientos de cargos desvirtuados, cargos y funciones concursadas sin resolver, becarios que aún no han regularizado su situación y la demora de la puesta en marcha del nuevo reglamento de residentes son algunas de los compromisos incumplidos acordados en las últimas paritarias. Son responsabilidad del gobierno provincial y del ministerio de salud garantizar el derecho a la salud de los bonaerenses.

Nos solidarizamos con la población que son quienes hoy más padecen esta crisis del sistema público de salud, y al mismo tiempo redoblamos nuestros esfuerzos para garantizar la atención de la población y la lucha en defensa de los derechos de los trabajadores y usuarios del sistema.

Invitamos a toda la comunidad a la asamblea general jueves 19, 11 horas, en la puerta del hospital ( 1 y 70)

Comentarios

- Advertisement -