Gremios de educación realizaron una clase pública en Jefatura Distrital

Fotos: Nicolás Braicovich (Pulso Noticias)

Sindicatos docentes y de auxiliares de escuelas protestaron en reclamo de condiciones dignas de trabajo, apertura de cargos, condiciones de infraestructura y para que se declare la emergencia alimentaria

Esta mañana los gremios que integran el Bloque Sindical de Educación de la región realizaron una clase abierta en defensa de la Educación Pública frente a la sede de la Jefatura Distrital, ubicada en calle 43 entre 5 y 6.

La manifestación forma parte de la serie de reclamos que vienen realizando los sindicatos en torno a los severos y constantes problemas edilicios que afectan a los establecimientos educativos, que durante el invierno tuvieron un particular foco en la falta de calefacción, situación que provocó -entre otras cosas- la pérdida de días de clase.

Pero además, en el relevamiento que presentaron los sindicatos en junio, se constataban otro tipo de problemas como la falta de artículos de limpieza: en el 58,3% de los establecimientos directamente la respuesta había sido que “no había”, mientras que en el 27,1% faltaban, y sólo en el 14,6% estaban completos. “El año pasado se invertían $140 por escuela para productos de limpieza, este año son $120, con una inflación interanual arriba del 50%”, había explicado en aquella oportunidad Patricio Villegas, Secretario General de Suteba La Plata durante la rueda de prensa.

Además, en el 74% de los colegios encuestados en aquel momento el mobiliario era deficiente o necesitaba reparaciones. Y el otro dato que arrojaba el relevamiento es que en torno a los cupos del Servicio Alimentario Escolar, se calculaba que faltaban 1.428 cupos para los establecimientos que tienen desayuno, merienda y cena; 1.049 para aquellos que brindan almuerzo; y 342 para los que ofrecen viandas.

En ese marco, los gremios docentes FEB, SUTEBA, UDOCBA y AMET, junto a los que representan a los auxiliares, ATE y SOEME, pidieron hoy condicione dignas de trabajo, medidas de resguardo para los trabajadores, apertura de cargos, solución al problema de las aulas superpobladas, mejoras en las condiciones de infraestructura, provisión de mobiliario y artículos de limpieza, incremento de cupos para el sistema alimentario escolar, y la declaración de emergencia alimentaria.

“Los trabajadores de la educación, como siempre lo hicimos, seguiremos en la calle, en la escuela poniendo nuestra voz y nuestra fuerza para defender la educación pública”, indicaron.

Comentarios