Movimientos sociales y muralistas intervinieron la Estación Darío y Maxi

Fotos: Gentileza Awkaché

Hoy se cumplen 16 años del asesinato de Maximiliano Kosteki y Darío Santillán, y militantes y activistas culturales se reunieron en la estación de trenes que antes se denominaba Avellaneda para realizar murales, recitales y un acto político exigiendo juicio para los culpables intelectuales

Hoy se cumplen 16 años de aquella fatídica tarde de 2002 en la que tras una masiva movilización de los movimientos sociales de desocupados, en el marco de la crisis desatada en diciembre de 2001, las fuerzas de seguridad realizaron una planificación represiva entre la Policía Federal, la Bonaerense, la Gendarmería y la Prefectura, que terminó con el asesinato de dos militantes piqueteros y decenas de heridos.

Maximiliano Kosteki, de 22 años, oriundo de la ciudad de Guernica, artista y militante, fue fusilado dentro de la estación de trenes de Avellaneda en el repliegue del desalojo policial, mientras que Darío Santillán, militante territorial de 21 años proveniente de Lanús, frenó a socorrer a Kosteki (a quien no conocía) y también recibió un disparo de bala, causando dos muertes aquella tarde.

Desde aquel 26 de junio, todos los años los movimientos sociales a los que pertenecían los jóvenes fallecidos, junto con organizaciones de todo el país, principalmente del Conurbano y zona sur, se juntan en la estación de trenes para realizar diversas actividades culturales y políticas.

Las actividades de este fin de semana

Luego de algunas rupturas y cambios, como todas las organizaciones políticas, el Frente Popular Darío Santillán continuó organizando las actividades invitando a otros espacios. Durante este fin de semana se realizaron una decena de murales, recitales, debates, juicios simbólicos, lecturas de poesía, murgas y actividades con niños. Hubo murales platenses, como los del centro cultural Awkaché o los de Yapán.

Desde 2013 la estación de trenes que queda en Avellaneda pasó a denominarse Estación Darío y Maxi. El propio edificio fue utilizado para jornadas culturales y actualmente es un lugar repleto de cultura, historia, arte, política y humanismo.

Finalmente, luego de las actividades del fin de semana, durante el martes 26 de junio, se realizará un pañuelazo por el aborto desde las 12 en dicho lugar, y luego tendrá lugar la tradicional movilización al Puente Pueyrredón, donde comenzó aquella represión en 2002.

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa un comentario
Por favor ingresa tu nombre