“La ciudad necesita una transformación muy profunda”

Luis Arias. Foto: Pulso Noticias

Luis Arias, precandidato a Intendente por una de las cinco listas internas que compiten dentro del Frente de Todos, dio su Pulso Político en una entrevista especial para este diario digital de cara a las PASO. Enterate por qué quiere ser Jefe Comunal, cuáles son sus propuestas, qué destaca de la gestión de Garro, su postura sobre la legalización del aborto, la seguridad y qué es lo que más le gusta hacer por fuera de la política

El Pulso Político es una breve entrevista que Pulso Noticias le realizó a los precantidatos y precandidatas a la Intendencia de la ciudad. Una radiografía de cada uno y cada una para conocer qué piensan, cuáles son sus objetivos, sus motivaciones, sus posturas sobre algunos temas clave y hasta algunos detalles de sus gustos y preferencias personales. Podés ver lo más destacado en nuestras redes sociales, o leerla en esta nota. Una por una las preguntas y sus respuestas.

– ¿Por qué querés ser Intendente de La Plata?

Creo que es necesario generar un nuevo espacio político en la ciudad, más allá de lo electoral, para superar los vicios que en este momento existen en el ámbito de las estructuras políticas. Y además creo que la ciudad necesita una transformación muy profunda. 

Hay dos ciudades, la ciudad está partida al medio, el Partido de La Plata representa dos realidad absolutamente diferentes: una es la del casco urbano y la zona norte, a donde generalmente están dirigidas las políticas, y otra es la realidad de los barrios de la periferia, que presentan una situación de abandono, de desintegración social. Nuestra intención es trabajar territorialmente para incorporar a la vida de la ciudad a todos los barrios y a todos los sectores posibles. Desde los movimientos sociales hasta los empresarios de la ciudad, la pequeña y mediana empresa, los productores, y generar políticas para cada uno de esos sectores.

– Si te toca ser elegido ¿cuál es la primer problemática, la más urgente que buscarías resolver?

Hay dos situaciones. En primer lugar la coyuntura: que no haya ningún pibe con hambre. Creo que ese tiene que ser un objetivo de cualquier gobierno en todos los órdenes. Hoy hay una fotografía que no se ve: es la de los chicos en las ollas populares, en los merenderos haciendo colas con su táper, esperando su ración o para recibir la copa de leche. Creo que eso es muy doloroso, nos tiene que conmover, y tenemos que atender esa realidad. 

Y por otro lado, saliendo de lo coyuntural, creo que la primera medida, la más importante, es redefinir qué ciudad queremos. Hay que pensar la ciudad con proyección a futuro, para que recupere el status de capital de la Provincia más importante de la Argentina, y que salga del estado de abandono que tiene en la actualidad. Para esto hay que definir un proyecto estratégico de ciudad, inclusiva, lo más sustentable posible, resiliente, y tratar de llevarlo a cabo, mantenerlo a través de las distintas gestiones de gobierno, de este o cualquier otro. Me parece que es importante ponernos de acuerdo, tratar de lograr el mayor consenso posible para definir un proyecto de ciudad.

– ¿Qué destacarías de la gestión de Julio Garro?

No muchas cosas. La iluminación de la ciudad, el cambio de las luminarias, es algo positivo, no lo veo mal pero creo que no puede ser la base de sustentación política de una gestión, como obra de gobierno.

Muchas de las obras que actualmente se realizan están hechas por el Gobierno de la Provincia, pero son útiles para la ciudad también, uno no las puede desconocer, pero no alcanzan a solucionar los problemas estructurales que tiene la ciudad de La Plata.

– Si tuvieses que recomendar un libro ¿cuál sería?

Discurso y verdad en la antigua Grecia, de Michel Foucault.

– ¿Una comida preferida?

El asado, cien por ciento.

– ¿Tu red social preferida?

Todas. Creo que todas son diferentes. Pero creo que Facebook, por mi condición etaria y porque uno puede desarrollar mucho más ideas y pensamientos, es la forma que más se ajusta a mi modo de comunicar.

– ¿Un o una referente por fuera de la política?

Hay muchos y muchas… aunque por fuera de lo político no hay nada. Es difícil sintetizar en una persona. Mis referentes actuales son muchos: Rita Segato, Dora Barrancos, son personas muy queridas para mí. Del ámbito artístico hay muchas, yo tengo una inclinación hacia el arte, pero es difícil mencionar alguno en particular.

– ¿Qué es lo que más te gusta hacer cuando no hacés política?

De todo. Trabajo mucho con las manos, porque eso me relaja: sueldo, hago carpintería, trabajo la madera, hago albañilería, electricidad, cualquier cosa que me pueda relajar, pero nunca me quedo quieto. Soy insportablemente inquieto. Y también la música, el arte, me gusta cantar, y esa también es una actividad que cultivo.

– ¿Cuál es tu posición frente a la legalización del aborto?

Yo respeto todas las posiciones respecto al aborto, hay convicciones personales, religiosas, juegan muchos factores, y todas son respetables. Ahora, hay una realidad social y sanitaria que merece una solución. Eso creo que es posible a través de la legalización del aborto. Porque mueren muchas mujeres producto de los abortos clandestinos.

Yo lo miro más allá de lo político, lo ideológico, desde una perspectiva sanitaria. Estoy a favor de la legalización del aborto. Y desde una perspectiva de poder también, no sólo de la despenalización si no también de la legalización, porque creo que la mujer debe tener derecho a decidir sobre su propio cuerpo.

– ¿Promoverías la legalización de la marihuana?

Antes de hablar de eso, empezaría por legalizar el autocultivo con fines terapéuticos. Creo que eso es muy importante. Hay muchas abuelas, hay muchas madres que cultivan por una cuestión de salud de sus propios hijos o nietos. Hace muy poco tiempo apresaron a una de ellas, y creo que es absolutamente injusto.

Si la planta es utilizada como una medicina, su uso debe ser legalizado. Después, el consumo con fines recreativos, es una discusión que hay que dar en la sociedad, debatir qué es lo que más conviene, si la prohibición o la legalización, es un debate abierto, donde puede haber posturas a favor y en contra. Yo estoy a favor de la legalización del autocultivo en primer lugar, y del consumo con fines recreativos siempre y cuando no haya fines de distribución y comercialización.

– Te voy a decir dos frases, yo las comienzo y vos me las completás. La educación sexual integral es…

Fundamental, en cualquier acción sanitaria de los municipios.

– Lo peor de la política es…

La mercantilización, en todos sus aspectos.

– ¿La seguridad se resuelve con más policías?

No solamente. La prevención es fundamental, a través de la organización en los barrios y la inclusión de los pibes, fundamentalmente.

– ¿Cuál es tu propuesta respecto de la venta callejera?

Es una realidad que no se puede desconocer. La prohibición es tapar el sol con la mano. La gente tiene que hacer algo para vivir. De modo que en este tiempo, creo que hay que darle solución a la venta callejera, hay que permitirla porque es la única forma de subsistencia que tienen muchas familias.

– Si no fueses candidato y tuvieras que votar alguno de los candidatos que hoy forman parte del Frente de Todos en la interna local, ¿a quién votarías?

No lo sé. Tendría que pensarlo mucho. 

– Si te despertás con cuerpo de mujer ¿qué dirigente política te gustaría ser?

Yo sería como Dora Barancos.

Comentarios