Marcelo Núñez, condenado a perpetua por el femicidio de Claudia Salgan

Foto: Nicolás Braicovich (Pulso Noticias)

Este mediodía se leyó la sentencia dictada por el Tribunal Oral en lo Criminal Nº1 en el marco del juicio por el asesinato de la profesora de educación física ocurrido en 2015. “Lo sentenciaron por lo que hizo, fue un femicidio por el maltrato que sufrió Claudia durante toda su relación con Núñez”, afirmó su madre Florencia Cabrera

Cuatro años después de que Claudia Salgán fuera asesinada por su exesposo Marcelo Núñez, tras una intensa lucha de sus familiares y organizaciones feministas, y en un nuevo aniversario del #NiUnaMenos, el Tribunal Oral en lo Criminal Nº1 condenó al asesino a “prisión perpetua” por “homicidio doblemente agravado por el vínculo y femicidio”.

El juicio había comenzado el 6 de mayo y finalizó el 22. Ese día los jueces Ramiro Fernández Lorenzo, Hernán Decastelli y Cecilia Sanucci habían adelantado que la sentencia sería “condenatoria” pero difirieron la fecha de lectura de la misma, por lo que la espera se alargó hasta hoy.

Tanto las abogadas querellantes, Sofía Caravelos y Guadalupe Godoy, como la fiscal Virginia Huergo, habían solicitado que se encuadrara el caso como femicidio -elemento que la defensa intentó negar durante todo el proceso- lo que finalmente fue tomado por el tribunal.

“Lo sentenciaron por lo que hizo, fue un femicidio por el maltrato que sufrió Claudia durante toda su relación con Núñez, desde que eran novios hasta todo el tiempo en que estuvieron casados. Por suerte va a ser castigado por lo que hizo”, expresó a Pulso Noticias Florencia Cabrera, la mamá de Claudia.

Ella fue la primera en declarar en el proceso judicial, y tal como lo había contado a este medio hace un año, relató que su hija “era víctima de violencia psicológica y física”. De la misma forma, Caravelos había manifestado a Pulso Noticias al finalizar el juicio que “sin la presencia de la familia, la muerte de Claudia hubiese sido catalogada de homicidio”. En ese sentido, resaltó que aportaron las pruebas suficientes para condenar al exmarido por femicida: “hay elementos que demuestran la existencia de violencia de género previo y durante el ataque”.

De la misma forma, Cabrera remarcó como un factor fundamental para llegar a esta sentencia “la lucha de las mujeres en la calle, nuestra lucha por conseguir esta condena, también el rol de los medios que pusieron mucha presión para difundir todo esto y estar en estos momentos, porque a los jueces le ponen mucha presión”.

“Se dictó la sentencia justo el día de hoy que es un día tan especial para las mujeres por el #NiUnaMenos. Fue muy difícil la agonía que vivimos por la espera que tuvimos. Si la sentencia hubiera sido otra estaríamos muy mal”, señaló.

Claudia Salgan

Claudia Salgán era profesora de educación física, tenía en ese momento 40 años, mamá de tres hijos y desde hacía cinco años había puesto su propio gimnasio en el barrio de Gorina, hasta que aquella mañana del 8 de julio de 2015 su exmarido, Núñez, con quien todavía compartía la vivienda ubicada en calle 493 entre 132 bis y 133, la apuñaló y ahorcó. A las pocas horas falleció en el Hospital San Roque de Gonnet.

Los jueces en el veredicto ordenaron informar a las autoridades estatales competentes que dos de los hijos podrán acceder a la reparación económica mensual que establece la Ley Brisa, que equivale a una jubilación mínima.

Comentarios