Garro suma apoyo nacional a la reducción de riesgos de inundaciones

Fotos: Nicolás Braicovich (Pulso Noticias)

El Intendente encabezó una reunión con el Secretario de Infraestructura y Políticas Hídricas de la Nación, Pablo Bereciartua, y los referentes de la UNLP que se encuentran elaborando el Plan de Reducción de Riesgos de Inundaciones. La Plata será incluida en el Plan Nacional del Agua

Mientras los investigadores y especialistas de la Universidad Nacional de La Plata se encuentran en pleno desarrollo del Plan de Reducción de Riesgos de Inundaciones(RRI), el intendente Julio Garro busca tejer vínculos a nivel nacional para apoyar el lanzamiento de la iniciativa, que está previsto para mediados de septiembre.

En ese sentido, esta mañana el Jefe Comunal encabezó una reunión con el Secretario de Infraestructura y Políticas Hídricas dependiente del Ministerio del Interior de la Nación, Pablo Bereciartua; el Ingeniero y responsable del Plan de RRI, Pablo Romanazzi; el vicepresidente del área Académica de la Universidad Nacional de La Plata, Martín López Armengol; y el Decano de Ingeniería de la UNLP, Horacio Frene.

Como conclusión del encuentro, se acordó incluir a La Plata en la segunda etapa del Plan Nacional del Agua, programa creado por la Subsecretaría de Recursos Hídricos de la Nación, que tiene entre sus objetivos la mejora en la protección de la población contra las inundaciones. Según transmitió Bereciartua al finalizar la reunión, se incorporará a la ciudad dentro de una línea “vinculada con la resiliencia” donde se la tomará como uno de los dos casos emblemáticos, junto a Santa Fe.

A su vez, el funcionario nacional remarcó que realizarán “una jornada en los próximos 45 días con un conjunto de intendentes de todo el país, donde este tema es central. La ciudad de La Plata queremos que sea un actor importante en esa reunión”.

“A la inversión en obras, le tenemos que sumar políticas de Estado. Hemos estado conversando acerca de aumentar la resiliencia de las ciudades. Son temas muy importantes para los gobiernos locales. Tiene que ver con que la ciudadanía entienda que además de las obras es clave la coordinación, el manejo de la información, tener medidas previstas para poder asistir en la emergencia, y también incluir esa inteligencia en la planificación de cómo crecen las ciudades en términos de su crecimiento espacial y también cuáles son las actividades que deben hacerse en distintos puntos del territorio”, indicó Bereciartua.

Precisamente, el punto del crecimiento de la ciudad es uno de los que está en el centro del debate desde la semana pasada, cuando el segundo informe del Plan de RRI señaló que hay 14 emprendimientos inmobiliarios -de los 35 aprobados por el Concejo Deliberante a fines del año pasado- que conllevan riesgos de inundación. De hecho, mañana a la tarde habrá una reunión en la Municipalidad con los responsables de esos desarrollos urbanos y los especialistas de la UNLP a fin de buscar modificaciones en las construcciones para evitar perjuicios a futuro.

Bereciartua se refirió además a que la ciudad sigue siendo un territorio inundable más allá de las obras que se han realizado: “Hay que ser muy serios. No podemos afirmar que la ciudad de La Plata no se vuelva a inundar. Como no lo podemos afirmar prácticamente en ninguna localidad. Sí podemos saber lo que se hizo, las obras históricas, pero hay que ser muy responsables porque el riesgo sigue estando presente”.

Por su parte, Garro señaló: “hablar de inundación no es grato para nadie, pero aún peor es ocultarlo. Tenemos que entender que el clima ha cambiado, que debe haber un Estado con mucha presencia, adelantándose en la prevención y con tecnologías nuevas”.


Comentarios