Cinco empresas compiten por el Servicio Alimentario Escolar en la ciudad

Fueron abiertos los sobres de la licitación para brindar el servicio en más de 300 escuelas y jardines de La Plata. El sistema abarca a 95 mil niños y niñas en situación de vulnerabilidad a quienes se les sirve desayuno, merienda y almuerzo

De cara al nuevo ciclo lectivo, la Municipalidad de La Plata llevó a cabo el viernes la apertura de sobres de licitación con las propuestas de cinco empresas que se postulan para brindar el Servicio Alimentario Escolar (SAE) durante el período 2019 en más de 300 jardines y escuelas de la ciudad.

Las ofertas que serán analizadas según el Sistema de Evaluación Permanente de Proveedores del SAE, con el objetivo de garantizar una prestación alimentaria adecuada y mejorar el desempeño de los prestadores.

Las empresas que se presentaron con la intención de prestar el servicio son Kyan Salud SRL, Felipe Alberto Boutureira, Distribuidora Cofex SRL, Codyela SA y Grupo Integral Uno SRL. Al respecto, el Subsecretario de Vinculación y Gestión de la comuna, Martiniano Ferrer Picado, explicó que “seis empresas compraron el pliego aprobado con recomendaciones vinculantes del Ministerio de Desarrollo Social bonaerense, que es quién ejecuta el programa a través del municipio, pero sólo se presentaron cinco”.

El Servicio Alimentario Escolar (SAE) es una iniciativa de la provincia de Buenos Aires destinada a niños y adolescentes en situación de vulnerabilidad social, escolarizados en escuelas públicas, con el objetivo de garantizarles una cobertura nutricional que mejore sus condiciones de salud y su aptitud para el aprendizaje.

El año pasado este sistema recibió severas críticas de los gremios docentes y estatales, fundamentalmente en las semanas en las cuáles más de 30 escuelas estuvieron cerradas a causa de pérdidas de gas u otros problemas edilicios que les impedían utilizar las cocinas, por lo que el servicio de desayuno, merienda y almuerzo se había visto seriamente afectado. Los sindicatos además afirmaban que faltaban 20.000 cupos del SAE, por lo que había niños y niñas que se quedaban afuera del mismo.

Según informaron desde la Municipalidad, en 2018 la comuna incorporó 7.394 cupos municipales al SAE, mientras que la Provincia sumó 3.261, por lo que la cantidad de beneficiarios en nuestra ciudad pasó de 85.775 a más de 95 mil cupos en el sistema.

“Actualmente, la asistencia contempla el desayuno o la merienda y el almuerzo, con raciones nutritivas y la evaluación permanente de los aspectos nutricionales, la infraestructura empleada para la prestación y las prácticas sanitarias y bromatológicas del personal que manipula los alimentos”, informaron desde la administración municipal.

Para brindar el servicio, el mapa de escuelas de la ciudad se dividió en once zonas, con la intención de “lograr una logística más dinámica y transparente y asegurar una mejor provisión por parte de los proveedores”.

Tras la apertura de sobres, ahora una comisión evaluadora se encargará de analizar cada propuesta. En ese marco, los proveedores son evaluados en auditorías y puntuados según su desempeño durante el ciclo lectivo 2018, de manera tal que si no cumplieran con las obligaciones de la prestación, pueden quedar impedidos de presentarse a su vez en cualquier otro municipio que cuente con el SAE.  

De cara al nuevo ciclo lectivo, la Municipalidad de La Plata llevó a cabo el viernes la apertura de sobres de licitación con las propuestas de cinco empresas que se postulan para brindar el Servicio Alimentario Escolar (SAE) durante el período 2019 en más de 300 jardines y escuelas de la ciudad.

Las ofertas que serán analizadas según el Sistema de Evaluación Permanente de Proveedores del SAE, con el objetivo de garantizar una prestación alimentaria adecuada y mejorar el desempeño de los prestadores.

Las empresas que se presentaron con la intención de prestar el servicio son Kyan Salud SRL, Felipe Alberto Boutureira, Distribuidora Cofex SRL, Codyela SA y Grupo Integral Uno SRL. Al respecto, el Subsecretario de Vinculación y Gestión de la comuna, Martiniano Ferrer Picado, explicó que “seis empresas compraron el pliego aprobado con recomendaciones vinculantes del Ministerio de Desarrollo Social bonaerense, que es quién ejecuta el programa a través del municipio, pero sólo se presentaron cinco”.

El Servicio Alimentario Escolar (SAE) es una iniciativa de la provincia de Buenos Aires destinada a niños y adolescentes en situación de vulnerabilidad social, escolarizados en escuelas públicas, con el objetivo de garantizarles una cobertura nutricional que mejore sus condiciones de salud y su aptitud para el aprendizaje.

El año pasado este sistema recibió severas críticas de los gremios docentes y estatales, fundamentalmente en las semanas en las cuáles más de 30 escuelas estuvieron cerradas a causa de pérdidas de gas u otros problemas edilicios que les impedían utilizar las cocinas, por lo que el servicio de desayuno, merienda y almuerzo se había visto seriamente afectado. Los sindicatos además afirmaban que faltaban 20.000 cupos del SAE, por lo que había niños y niñas que se quedaban afuera del mismo.

Según informaron desde la Municipalidad, en 2018 la comuna incorporó 7.394 cupos municipales al SAE, mientras que la Provincia sumó 3.261, por lo que la cantidad de beneficiarios en nuestra ciudad pasó de 85.775 a más de 95 mil cupos en el sistema.

“Actualmente, la asistencia contempla el desayuno o la merienda y el almuerzo, con raciones nutritivas y la evaluación permanente de los aspectos nutricionales, la infraestructura empleada para la prestación y las prácticas sanitarias y bromatológicas del personal que manipula los alimentos”, informaron desde la administración municipal.

Para brindar el servicio, el mapa de escuelas de la ciudad se dividió en once zonas, con la intención de “lograr una logística más dinámica y transparente y asegurar una mejor provisión por parte de los proveedores”.

Tras la apertura de sobres, ahora una comisión evaluadora se encargará de analizar cada propuesta. En ese marco, los proveedores son evaluados en auditorías y puntuados según su desempeño durante el ciclo lectivo 2018, de manera tal que si no cumplieran con las obligaciones de la prestación, pueden quedar impedidos de presentarse a su vez en cualquier otro municipio que cuente con el SAE.  

Comentarios

- Advertisement -