Moyano y las CTA arman plan de lucha para septiembre

Camioneros y las dos centrales obreras analizan realizar un paro de 36 horas con movilización a Plaza de Mayo para el próximo mes. Rechazan la política de ajuste oficial y piden cambiar el plan económico

Cansados de los cierres de fábricas, despidos, suspensiones, aumento del hambre y la pobreza, el gremio de Camioneros que conduce Hugo Moyano, en conjunto con las dos CTA, planean un paro activo de 36 horas con movilización a Plaza de Mayo, en rechazo a la política económica que lleva adelante el gobierno de Mauricio Macri.

Tras romper con la conducción de la Confederación General del Trabajo (CGT) por su posición “dialoguista” con el Poder Ejecutivo, Hugo y Pablo Moyano vuelven a utilizar la misma táctica empleada en los años ’90, cuando su oposición al modelo menemista llevó a armar, desde el Movimiento de los Trabajadores Argentinos (MTA), una unidad de acción en las calles con la CTA que en esos momentos lideraba Víctor De Gennaro.

En búsqueda de esas alianzas es que los principales dirigentes de Camioneros se reunirán esta tarde en la sede de la CTA que dirige Hugo Yasky para comenzar a idear esta medida de fuerza que, según se señala desde los gremios convocantes, será para la segunda quincena de septiembre. Allí esperan contar con el apoyo de más de 70 sindicatos enrolados en la CGT que están disconformes con la postura asumida por el triunvirato cegetista.

A la reunión de esta tarde además de los Moyano y Yasky acudirán Pablo Micheli, Omar Plaini de Canillitas, Miguel Díaz de Udocba, Pablo Biró de APLA, Julio Piumato de Judiciales, así como también referentes de organizaciones sociales y de desocupados, que según los organizadores cumplirían un rol central en la protesta.

Muchos de los que vienen escuchando a Moyano en las últimas semanas aseveran que el líder camionero ha dejado en claro su postura antiajuste, y señalan haberle escuchado manifestar que una posible reforma laboral o un achicamiento del Estado por parte de las autoridades de Cambiemos sólo pasarán “sobre su cabeza”, ya que está dispuesto a llevar su oposición “hasta las últimas circunstancias”.

Los motivos centrales de la medida de fuerza estarán centrados en pedirle al Gobierno un cambio de rumbo en la política económica, acabar con el ajuste, rechazar el proyecto de Presupuesto 2019 que se planea desde el ministerio que conduce Nicolás Dujovne, y cerrar en el Congreso cualquier intento de reforma laboral que circula por estas horas en los despachos oficiales.

Comentarios

- Advertisement -