Tras la represión, Garro repudió el daño al patrimonio público

El intendente emitió declaraciones en las que acusa a “las agrupaciones políticas” que participaron de la movilización de ayer, encabezada por trabajadores del Astillero Río Santiago, de “no querer dialogar”, y las apuntó por haber realizado “destrozos”

El intendente de La Plata, Julio Garro, se expresó ayer por la noche a través de las redes sociales en torno a la represión de la Policía Bonaerense hacia los trabajadores del Astillero Río Santiago ocurrida en horas de la tarde, en momentos en que estos estaban culminando una movilización a la Gobernación bonaerense.

El eje de sus declaraciones fue el daño al patrimonio público. “Nadie tiene derecho a destrozar la ciudad”, es el título del comunicado en el cual comienza afirmando que “una vez más, el patrimonio de todos los platenses fue dañado en una manifestación”.

“Atentaron contra privados (muchos autos particulares) y contra el patrimonio público, que es de todos los vecinos (y que tendremos que reparar)”, dice y luego acusa a “las agrupaciones políticas que participaron de los ataques” de “no querer dialogar”.

Cabe recordar que la movilización, y la posterior represión, se dio tras la suspensión por parte de la Gobernación bonaerense de una reunión técnica en el marco de la paritaria del sector. En ese encuentro, el gremio que representa a los trabajadores, ATE, buscaba discutir la rebaja salarial que la administración provincial impuso en las últimas semanas quitándoles un concepto del Convenio Colectivo de Trabajo que se venía cobrando desde hace 25 años. En algunos casos las quitas alcanzaron los 10.000 pesos.

De todas formas, el jefe comunal justificó la acusación de la falta de diálogo en que en la jornada de ayer se habrían usado “bulones como arma” y que esto “muestra la premeditación con la que actuaron”. “Hay muchos que no entendieron el cambio que reclaman los vecinos. Reiteramos que el único camino posible para la solución de conflictos es el diálogo”, remarcó.

Por último, el intendente vinculó “los destrozos” con la presencia en la ciudad de manifestantes de otros distritos. “Los platenses nos caracterizamos desde nuestra fundación por ser un pueblo abierto a recibir a todo el mundo (especialmente a otros bonaerenses). Pero quien venga a la Capital de la Provincia tiene que saber en qué condiciones: en esta ciudad decidimos convivir en paz. Repudiamos todos los actos violentos que se sucedieron esta tarde y esperamos que la Justicia haga cumplir la ley”, concluyó.

Comentarios

- Advertisement -