Trabajos de desinfección en el Pami de calle 7

El local no abrió sus puertas a causa de un desborde cloacal que sufrió a fines de la semana pasada y todavía se mantiene cerrado por las tareas de desinfección. Los afiliados a la obra social se sorprendieron al llegar y ver los carteles que les indican otros puntos de atención

La sede del PAMI La Plata ubicada en 7 entre 35 y 36, que ayer amaneció inundada en su planta baja y entrada a raíz de un desborde cloacal, continúa sin atender al público debido a las tareas de desinfección. En el cartel ubicado en la entrada afirma que el cierre del local es “momentáneo” y si bien no anuncia cuándo volverá a abrir sus puertas,
informa cuáles son los otros puntos de atención.

Los afiliados a la obra social que durante toda la mañana estuvieron llegando a las puertas de la mencionada sede se sorprenden al encontrar la puerta cerrada, por lo que tras refunfuñar por la falta de aviso observan con atención el cartel donde figuran los restantes lugares para poder atenderse. Los mismos están ubicados en: 14 entre 54 y 55 (Concejo de la Tercera Edad); Camino Centenario entre Pelegrini y Guemes (City Bell); 66 Nº 2342 entre 141 y 142 (Los Hornos); Av. Centenario 450 entre 421 y 421 bis (Villa Elisa); y 122 Nº 2431 entre 80 y 81 (Villa Elvira).

A metros del local se puede ver una cuadrilla de ABSA trabajando en la desobstrucción de las cloacas, dado que el problema afectó también a otros inmuebles de la misma cuadra. El mismo se habría originado cerca del fin de semana.

Cabe recordar que el organismo a nivel local fue escenario de protestas a principios de mes, a causa de las deficiencias que se encontraba teniendo en las prestaciones. Entre ellas, se señalaban demoras o directamente la faltante en remedios oncológicos, prótesis, anteojos, sillas de ruedas y elementos ortopédicos, así como también las tardanzas y los
retrasos en turnos, recetas y trámites esenciales para internaciones.

Además, como contó Pulso Noticias, los informes presupuestarios de la sede del PAMI muestran una importante subejecución en áreas importantes para el funcionamiento, evidenciando un achique en el gasto, al tiempo en que otros costos fijos (como los servicios) tienen un nivel de ejecución presupuestaria mayor al esperado por el aumento sostenido de las tarifas.

Para más información ver:

https://beta.pulsonoticias.com.ar/11332/se-inundo-la-sede-del-pami-y-no-atendera-al-publico/

Comentarios

- Advertisement -